Leche frita

La leche frita es una receta típica del Norte de España que consiste en una especie de crema o natilla bien espesa que se fríe. Cuando la probé por primera vez quedé maravillada de este postre tan sencillo y a la vez tan rico. La receta que os traigo me la dio mi amiga Elena, que fue quien me hizo probar esta delicia por primera vez. Espero que la pruebes y te guste tanto como a mí.

Ingredientes

  • 500 ml leche entera
  • 3 huevos
  • 50 g maizena
  • 60 g azúcar + otro poco para rebozar
  • 1 cucharadita canela para rebozar
  • piel de limón
  • 100 g harina para rebozar

Procedimiento

Modo tradicional

  1. Elegimos una fuente donde nos pueda caber la crema y quede de 1 cm de espesor. La untamos con aceite.
  2. Separamos las claras de las yemas.
  3. Mezclamos bien las yemas con el azúcar, batimos un poquito para integrar bien.
  4. Desleímos bien la maizena en un poquito de leche y reservamos.
  5. Sin dejar de remover añadimos la leche a las yemas hasta integrar. Por último añadimos la maizena desleída y removemos bien para que no quede ningún grumo.
  6. Agregamos la piel de limón y llevamos al fuego en un cazo. Cocemos al menos 8 minutos, sin parar de remover con cuchara de madera porque se pega en el fondo.
  7. Vertemos la crema en la fuente reservada y dejamos enfriar bien, con un film pegado para que no se forme costra. La enfriamos en la nevera unas cuantas horas. Lo mejor es dejarla toda la noche.
  8. Cuando la crema esté fría la cortamos en cuadrados no muy grandes. Lo hacemos con cuidado ya que es una masa muy tierna.
  9. Rebozamos primero con harina y luego con las claras un poquito batidas.
  10. Freímos en aceite de oliva suave o de semillas. Vuelta y vuelta. Ponemos en una fuente con papel de cocina.
  11. Servimos espolvoreada con azúcar mezclada con una cucharadita de canela.

Con el Robot Moulinex Cuisine Companion

  1. Elegimos una fuente donde nos pueda caber la crema y quede de 1 cm de espesor. La untamos con aceite.
  2. Separamos las claras de las yemas.
  3. Ponemos en el robot equipado con el batidor las yemas ( reservamos las claras para rebozar), y el azúcar. Batimos 3 minutos a velocidad 5.
  4. Apartamos un poquito de leche y desleímos la maizena en un cuenco. El resto de la leche la añadimos al robot y mezclamos 30 segundos a velocidad 6.
  5. Añadimos la piel del limón e iniciamos velocidad 6, a 90º durante 10 minutos, Cuando pasen 30 segundos añadimos la maizena desleída por el bocal.
  6.  Pasado el tiempo volcamos en una fuente cuidando que quede de 1 cm de grosor aproximadamente. Pegamos un film para que no haga costra y dejamos enfriar en la nevera, de 4 a 8 horas.
  7. Procedemos como en el punto 8, 9, 10 y 11 del Modo Tradicional.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s