Pastissets o Pasteles del alma

El otro día en Mastercheff propusieron un postre que tiene sabor de nuestra querida tierra aragonesa. Los pastissets o tortas del alma, son unos pequeños dulces típicos aragoneses elaborados en la provincia de Teruel, siendo famosos los de las comarcas del Bajo Aragón, Maestrazgo, Matarraña, Cuencas Mineras y Andorra. Así como. los de Cataluña en la zona del delta del Ebro y en la Comunidad Valenciana. La receta original aragonesa es con relleno de mermelada de calabaza, aunque son muy populares los rellenos de cabello de angel, requesón o boniato. Yo os traigo las típicas de Aragón. Son una delicia, os lo prometo.

Ingredientes

  • 500 g harina
  • 50 g harina de almendras
  • 200 g aceite
  • 65 g vino dulce
  • 75 g anís
  • ralladura de 1 limón
  • 500 g calabaza pelada y asada ( para el relleno )
  • 170 g azúcar ( para el relleno )
  • 1/2 cucharadita canela ( para el relleno )
  • piel de limón rallada ( para el relleno )
  • 5 cucharadas soperas azúcar + 1 cucharadita de canela para rebozar

Procedimiento

Modo Tradicional

  1. Primeramente asamos la calabaza. Cuando está tierna, quitamos la piel y reservamos.
  2. Ponemos en un bol las harinas y piel de limón; hacemos un hueco y añadimos el aceite, vino dulce y anís. Amasamos hasta obtener una masa integrada. La masa es un poco rugosa, pero la apretamos bien, envolvemos en papel film y dejamos descansar una hora en la nevera.
  3. Mientras ponemos la calabaza, con azúcar, canela y piel de limón a confitar revolviendo hasta formar una mermelada espesa. Dejamos enfriar bien.
  4. Hacemos bolitas de masa y estiramos la masa entre dos hojas de papel de hornear o papel film formando discos de 4-5 mm de grosor. Colocamos una cucharadita de confitura en el centro de los discos, doblamos estos sobre si mismos y cerramos los bordes, presionando con un tenedor. Hay que hacerlo con cuidado, ya que es una masa muy delicada. Colocamos en una bandeja de horno en la que previamente hemos puesto papel de horno.
  5. Horneamos a 190º durante unos 20 minutos, hasta que esté doraditas.
  6. Sacamos y dejamos enfriar un poco porque se deshacen muy fácil y rebozamos en azúcar o azúcar y canela según el gusto.

Con el Robot Moulinex Cuisine Companion

  1. Primeramente asamos la calabaza y dejamos enfriar.
  2. Ponemos en el robot equipado con la cuchilla de amasar picar el aceite, vino, piel rallada de limón, anís y harinas. Amasamos a velocidad 5 durante 2 minutos. Formamos una bola con las manos, envolvemos en film y llevamos a la nevera durante una hora.
  3. Lavamos el bol, ponemos la cuchilla de amasar picar y agregamos la calabaza, azúcar, canela y piel de limón. Ponemos el cestillo de vapor para que no salpique y programamos velocidad 4 a 105º durante 30 minutos. Ponemos en un bol y dejamos enfriar en la nevera.
  4. Hacemos bolitas de masa y estiramos la masa entre dos hojas de papel de hornear o papel film formando discos de 4-5 mm de grosor. Colocamos una cucharadita de confitura en el centro de los discos, doblamos estos sobre si mismos y cerramos los bordes, presionando con un tenedor. Hay que hacerlo con cuidado, ya que es una masa muy delicada. Colocamos en una bandeja de horno que previamente hemos puesto papel de horno.
  5. Horneamos a 190º durante unos 20 minutos, hasta que esté doraditas.
  6. Sacamos y dejamos enfriar un poco porque se deshacen muy fácil y rebozamos en azúcar o azúcar y canela según el gusto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s