Lemon Pie

Hoy toca publicar mi tarta favorita y creo que la de mucha gente. El lemon pie, es una tarta muy anglosajona y muy popular en Estados Unidos. En Uruguay también es un clásico de celebraciones y tardes de té. Adoro esta tarta con su sabor a limón, no se si porque adoro los cítricos o porque me recuerda mucho a Uruguay. Normalmente se suele hacer con merengue francés o suizo, yo esta vez lo hice con el merengue italiano que es más estable y más firme. Pero puedes hacerla a tu gusto. Solo decirte que no te defraudará.

Ingredientes

  • 150 g harina floja o de repostería ( para la masa)
  • 75 g mantequilla fría ( para la masa)
  • 1 huevo ( para la masa)
  • 30 g azúcar glas ( para la masa)
  • 1 pizca sal ( para la masa)
  • 1 cucharadita zumo de limón ( para la masa)
  • 4 huevos+ 2 yemas ( para la crema de limón)
  • 150 ml zumo de limón ( para la crema de limón)
  • 150 ml agua ( para la crema de limón)
  • 1 unidad/es ralladura de la piel de un limón ( para la crema de limón)
  • 200 g azúcar ( para la crema de limón)
  • 40 g maizena ( para la crema de limón)
  • 40 g mantequilla ( para la crema de limón)
  • 190 g azúcar para el merengue italiano
  • 60 g agua para el merengue
  • 3 claras de huevo para el merengue
  • 1 cucharadita cremor tártaro para el merengue

Procedimiento

Modo Tradicional

  1. Para preparar la masa quebrada ponemos en un bol la harina y añadimos la mantequilla fría en dados. Con una espátula o estribo deshacemos la mantequilla hasta que quede como una arenilla. Tiene que ser un procedimiento rápido para que no se caliente la masa.
  2. Añadimos el huevo, el zumo de limón y el azúcar. Amasamos hasta formar una masa homogénea. Hacemos una bola, envolvemos en papel film y llevamos a la nevera una hora.
  3. Mientras preparamos la crema de limón. Para ellos batimos los huevos y el azúcar unos minutos hasta espumar. Añadimos batiendo la maizena hasta que se disuelve bien.
  4. Agregamos revolviendo el zumo de limón, el agua y la ralladura y llevamos al fuego sin parar de revolver hasta que espece, alrededor de 8-9 minutos. Sabremos que está porque desaparecen las burbujas y espesa.
  5. Retiramos del fuego, añadimos la mantequilla y seguimos revolviendo para cortar el calor. Ponemos en un recipiente de cristal, tapamos con film pegado para que no se forme costra y enfriamos.
  6. Estiramos la masa y forramos un molde desmontable. Pinchamos, cubrimos con papel y ponemos encima unos garbanzos o bolas de cerámica para que no se deforme al hornear. Horneamos a 180º durante unos 15-20 hasta que esté doradita, sin quemarse. Al sacarla, quitamos el peso y pincelamos enseguida con clara de huevo para que se mantenga crujiente y sellarla.
  7. Cuando la masa está fría rellenamos, cubrimos con film y llevamos a la nevera unas 2 horas para que se estabilice.
  8. Para hacer el merengue italiano tenemos que tener todo preparado. En un bol ponemos las claras y el cremor tártaro. Preparamos un batidor de varillas o robot. Ponemos al fuego en una ollita el azúcar y el agua. Controlamos con un termómetro de cocina hasta que alcanza los 118º. Son unos tres o cuatro minutos. Mientras empezamos a espumar las claras. Cuando el almíbar está en su punto, y sin dejar de batir, lo vamos añadiendo a hilo a las claras. Batimos a alta velocidad hasta que el recipiente de las claras se enfría ( lo podemos tocar con las manos) y el merengue está firme. Alrededor de 10 minutos. Si el recipiente de batido es de acero mejor.
  9. Ponemos el merengue en una manga con boquilla rizada y decoramos formando picos. Horneamos a 170º calor arriba y abajo unos 10 minutos, cuidando que no se queme el merengue. Cada horno es un mundo, por eso no perdemos de vista la tarta para que quede a nuestro gusto.

Con el robot Moulinex Cuisine Companion

  1. Comenzamos preparando la base. Ponemos en el bol con la cuchilla de amasar picar la harina y la mantequilla en dados ( bien fría). Mezclamos a velocidad 7 durante 30 segundos.
  2. Añadimos el huevo, azúcar y cucharadita de limón. Iniciamos velocidad 6 durante aproximadamente 2 minutos, hasta que se forma una bola de masa. Envolvemos en papel film y llevamos a la nevera durante una hora aproximadamente.
  3. Mientras, lavamos y secamos el bol. Ponemos las yemas, los huevos y el azúcar en el bol equipado con el batidor. Batimos 3 minutos a velocidad 6. Cuando falte un minuto añadimos la maizena.
  4. Añadimos el agua, zumo de limón, la piel rallada de uno e iniciamos velocidad 6, 90º durante 8 minutos y medio. Cuando falten 30 segundos añadimos la mantequilla. Ponemos la crema en un bol. la tapamos con film pegado a la crema para que no haga costra y dejamos enfriar muy bien.
  5. Estiramos la masa y forramos un molde desmontable. Pinchamos, cubrimos con papel y ponemos encima unos garbanzos o bolas de cerámica para que no se deforme al hornear. Horneamos a 180º durante unos 15-20 hasta que esté doradita, sin quemarse. Al sacarla, quitamos el peso y pincelamos enseguida con clara de huevo para que se mantenga crujiente.
  6. Cuando la masa está fría, la rellenamos y llevamos a la nevera 2-3 horas para que se asiente. Cubrimos con film.
  7. Podemos hacer un merengue simple o suizo, pero el merengue italiano es el más estable y dura más. Para ello usé el robot para conseguir la temperatura del almíbar y batí con una batidora de varillas de toda la vida. Se trata de poner el azúcar y el agua y programar 115º durante 5 minutos, sin velocidad. Removemos un poquito con la espátula para integrarlo bien. Mientras tenemos en un bol las claras con el cremor tártaro que empezamos a batir un poco mientras se hace el almíbar. Cuando el almíbar está lo volcamos sobre las claras en forma de hilo sin dejar de batir a gran velocidad. Tenemos que batir hasta que el bol de claras se enfría, aproximadamente 10 minutos, y el merengue está firme. Si no tenéis accesorio base no pongáis nada, solo remover un poquito el almíbar con la espátula, porque el robot calienta más de un lado, así el almíbar tiene la temperatura homogénea. Si tenemos termómetro de cocina podemos hacer al revés, calentar en una ollita el almíbar hasta los 118º y batir en el bol con el batidor ( ambos bien limpios y secos) las claras a velocidad 7-9 e ir agregando el almíbar a hilo por el bocal. Se bate hasta que el bol enfría.
  8. Ponemos el merengue en una manga con boquilla rizada y decoramos formando picos. Horneamos a 170º calor arriba y abajo unos 10 minutos, cuidando que no se queme el merengue. Cada horno es un mundo, por eso no perdemos de vista la tarta para que quede a nuestro gusto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s